Vamos a preparar nuestra piel: ya llega el sol.

A un paso de las vacaciones de Semana Santa, estamos deseando ponernos nuestro traje de baño y empezar a tomar el sol. Pero antes tenemos que poner a punto nuestra piel para que llegado ese momento estemos preparad@s. Te daremos algunos consejos que, seguro, te van ha ayudar.

En primer lugar es capital la alimentación: tomar alimentos ricos en vitamina C y betacarotenos, como la zanahoria, los cítricos, el kiwi, la calabaza o la sandía, por ejemplo. Todo esto hará que nuestras defensas aumenten y que nuestras células se preparen con estos nutrientes que mejorarán tu estado físico. Recuerda: estar bien por dentro es estar bien por fuera.

Otra cosa muy importante que debemos haceres exfoliar la piel, eliminar las células muertas, con lo que conseguiremos un bronceado compacto y uniforme, dando espacio para la piel nueva: con un guante de sisal, por ejemplo, reactivaremos la circulación de la sangre y permitiremos la renovación celular, dando oxígeno a nuestra dermis. Además, diferentes productos cosméticos que te ayudarán a ello si contienen pequeñas partículas que favorecen el arrastre de las células muertas y drenan tu piel dejándola limpia y preparada para la exposición al sol.

Por supuesto, nuestra profesional de la estética también te lo hará de forma inmejorable y, de paso, actuará haciendo un drenaje linfático que te ayudará a eliminar líquidos.

Tras esto ya podemos podemos exponernos a los rayos UV, pero progresivamente. A tod@s nos gusta llegar a la playa o la piscina ya un poco broncead@s, sin ese aspecto blanquecino de tísic@ impenitente: algunos minutos de sol al día en una terracita, en un parque, harán que llegues con ese poquito de color que mejorará tu aspecto sin duda.

Como siempre, debemos usar protectores solares, adaptados a nuestro tipo de piel. Vale la pena no arriesgarse.

Tenemos por delante varios meses desde que da comienzo la primavera hasta que por fin llegan nuestras tan deseadas vacaciones de verano. Como seguramente ya sabes, los mejores horarios para broncearse sin riesgos  son: de las 9h a las 11h y de 17 a 18h. Piensa que en los días nublados también los rayos del sol están presentes. Puede ser lo más peligroso porque al no darnos cuenta nos quedamos más tiempo sin protección.

Vamos a empezar nuestras pre-vacaciones y vamos a prepararnos para disfrutarlas!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *