Quédate sólo con lo mejor del sol gracias a la fotorradiofrecuencia facial.

Podemos decir con toda seguridad que tomar el sol y broncearse es uno de los placeres que nos da el verano. El sol, no sólo nos broncea o nos ayuda a relajarnos y desconectar, también es la única fuente fiable de vitamina D que cuida de nuestros huesos y de nuestra salud.

Pero ante todas estas virtudes, también podemos encontrar el peligro del destensamiento de nuestra piel generando así la aparición de arrugas sobretodo en nuestro rostro, cuello y escote, donde la piel es más delicada. En Clínica Toscana te proponemos el tratamiento perfecto para que te olvides de estos peligros y solo te quedes con lo bueno que nos da el sol.

Estamos hablando de la Fotorradiofrecuencia facial, conocido como la “mesoterapia sin agujas

Un tratamiento eficaz, realizado mediante una sofisticada máquina.

La estimulación mediante luz del fibroblasto (célula de la piel responsable de fabricar colágeno y elastina, entre otras), junto con la radiofrecuencia bipolar de nuestra tecnología exclusiva, nos permite generar un aumento progresivo del capital del colágeno propio de tu piel restructurando y reafirmando tu rostro, tu cuello y tu escote, que mejorarán durante los 3 meses siguientes, cuando el organismo ya ha producido y reestructurado las nuevas fibras de colágeno y elastina.

 

La fotorradiofrecuencia comprende entre 6 y 8 sesiones en total, aunque notarás los resultados de este tratamiento (el tensado de tejidos, un efecto lifting producido por la retracción del colágeno) desde la primera sesión.

Esta es nuestra fórmula para combatir la flacidez y otros signos del envejecimiento sin tratamientos inyectables y sin cirugía. Una piel tersa, elástica y firme, lista para broncearse y disfrutar el verano, ¿te apuntas?
 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *