Tus Glúteos los eliges tú

Bien sea por razones puramente estéticas, para compensar proporciones con piernas, cintura y abdomen. O por la incomodidad que puede suponer que los pantalones siempre quedan mal porque hacen “bolsas”. O porque el gimnasio y los ejercicios de musculación no dan los resultados esperados. El caso es que cada vez más hombres deciden recurrir a técnicas médicas de remodelación de glúteos.

Desde Clínica Toscana te recordamos los diversos procedimientos que pueden ayudarte a que tus glúteos tengan la forma que deseas. Se acabaron los complejos!

 

Entender el glúteo masculino

Esta región anatómica tiene tres estructuras: la, piel, la grasa que hay debajo, y el componente muscular (los músculos glúteos mayor, mediano y menor), y es un elemento esencial para dar estabilidad a la espalda.

El término gluteoplastia aglutina a los diferentes procedimientos quirúrgicos destinados a remodelar la forma del glúteo. Según el componente del mismo que debe ser modificado, el cirujano plástico utiliza la técnica más apropiada.

 

Técnicas de gluteoplastia

Para decidir el mejor procedimiento para cada caso, debe realizarse una visita de valoración y exploración exhaustivas, que permitirá escoger la mejor técnica:

  • La gluteoplastia mediante prótesis es la técnica clásica y permite, aumentar el volumen del glúteo mediante la colocación de una prótesis específica entre los músculos glúteo mayor y mediano (para que no se vea ni se palpe). Con ella se da volumen sobre todo a la parte superior del glúteo pero no se cambia su forma, por lo que sólo se indica en ciertos casos concretos.
  • La gluteoplastia con colgajos es una técnica muy específica que permite aumentar y armonizar el glúteo cuando sobra mucha piel y está muy descolgado, y se movilizan los tejidos a su alrededor para darle una forma más redondeada y levantarlo. Está especialmente indicada en hombres que han sufrido una cirugía bariátrica y/o han perdido mucho peso.
  • La gluteoplastia con grasa es la técnica más moderna y la que mejores resultados proporciona. Se obtiene grasa sobrante de otra zona “donante” del cuerpo (que por tanto, también mejora), se purifica, y a continuación se incorpora a las partes del glúteo cuya forma se debe esculpir. Así se obtiene un resultado 100% adaptado al inestetismo específico de cada caso, y es el mejor procedimiento salvo para hombres muy delgados, que no tienen exceso de grasa en otras partes de su cuerpo.

 

¿Cómo es la recuperación?

La recuperación varía mucho en función de la técnica que se deba utilizar. La gluteoplastia con prótesis es la que lleva una recuperación más lenta, mientras que si se puede realizar con grasa tiene un postoperatorio más ligero, similar a la de una liposucción. La recuperación de la gluteoplastia con colgajos tiene una duración que se encuentra entre los de las otras dos. Nuestro cirujano te explicará todo el proceso con detalle.
¿Para quién está indicado? ¿Qué resultados se van a obtener?

Escogiendo la técnica adecuada, se consigue un contorno glúteo estéticamente armónico y con mínimas cicatrices, con una remodelación de la silueta personalizada para cada caso.

 

Si quieres mejorar la forma de tus glúteos de una forma rápida y eficaz, busca más información en nuestra web o en el teléfono 934 878 640. ¡Estaremos encantad@s de atenderte!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *