ginecologia laser

Ginecología estética: la solución para recuperar tu bienestar vaginal

El paso del tiempo conlleva muchos cambios en el cuerpo humano. Tanto hombres como mujeres envejecen y su físico, tanto exterior como interior, se ve afectado.

En el caso de las mujeres, este paso del tiempo también puede afectar a la zona más íntima debido a la pérdida de la concentración de colágeno y elastina de la piel y las mucosas, así como a la disminución de los niveles hormonales de estrógenos, contribuyendo a la pérdida de contracción vaginal.

Además, también existen otros factores que afectan esta zona: los partos pueden provocar la pérdida de la estructura óptima de la vagina que puede conducir así a una pérdida de tonicidad a este nivel.

Láser FOTONA para el tensado vaginal

La unidad de láser ginecológico de Clínica Toscana ofrecemos un vanguardista procedimiento no quirúrgico y no invasivo que utiliza el efecto térmico de la luz láser FOTONA para la contracción y tensado del canal vaginal, creando una disminución considerable en su diámetro.

Esta técnica, además de mejorar el aspecto físico de nuestra zona íntima también previene problemas de incontinencia generados por la pérdida de colágeno en la vagina. Los estudios publicados confirman que más de un 70% de las mujeres que se han sometido a este tratamiento confirman que su vida sexual mejora de manera considerable.

ginecologo barcelona

¿En qué consiste el Láser FOTONA para el tensado vaginal?

En posición ginecológica se procede a la colocación de un espéculo especial, dentro del cual se introduce la pieza de mano del láser FOTONA que transmite la luz mediante un cono de oro reflejándose 360 grados, tratando toda la superficie del canal vaginal. Se realiza un reforzamiento en el anillo de constricción (punto G) y el introito vaginal. La incorporación a la vida cotidiana es inmediata, y las relaciones sexuales se pueden retomar a las 48 horas.

El tratamiento se realiza solo en 2 sesiones de 10-15 minutos cada una (espaciadas 60 días entre sí) y no requiere anestesia. Se aconseja repetir después una sesión de mantenimiento cada año.

Estos son algunos de los beneficios del láser FOTONA para el tensado vaginal:

  • No necesita preparación previa.
  • Puede aplicarse en cualquier mujer con vida sexual activa.
  • No posee contraindicaciones ni complicaciones conocidas.
  • Disminuye la predisposición a sufrir de prolapso vaginal.
  • Disminuye el riesgo de sufrir de incontinencia urinaria de esfuerzo.
  • Mejora la sensibilidad y placer sexual.
  • Disminuye el tiempo para alcanzar el orgasmo.
  • Las relaciones sexuales se pueden reanudar a las 48 horas del procedimiento

Ponte en manos del equipo de ginecología de Clínica Toscana y te asesoraremos sobre el mejor tratamiento para ti.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *